¿Cuál es la función del arte y para que sirve?

Para los filósofos fue un objeto de estudio y la conclusión más reveladora: el arte sirve como una catarsis, una liberación.

9 de septiembre del 2019

La pregunta del millón con el arte es, ¿para qué sirve el arte? A través de la historia y empezando desde Platón y Aristóteles, se han escrito cantidad de ensayos que pretenden resolver esta cuestión. De las conclusiones más claras que se pueden sacar es la que tenemos que despojar nuestro sentido de utilidad material. Para Aristóteles, por ejemplo, el arte promovía una reacción a la que él llamó catarsis, que es una especie de liberación emocional que le permita “limpiar su cuerpo”.

 

El filósofo alemán Friedrich Nietzsche solía decir que el arte y el dolor estaban emparentados al ser lo más verdadero que la vida puede ofrecer. Si hacemos un recorrido histórico veremos que el arte, en cualquiera de sus manifestaciones, tiene un peso muy grande en las dinámicas sociales de cada época: desde tener una función religiosa en la Edad Media, función ideológica en los regimenes gubernamentales y hasta como una forma de subversión y rebeldía.

 

Pero a nosotros ¿para qué nos sirve el arte?

 

 

1.- Contexto histórico

 

Hacer recorridos en el arte nos sirve para comprender y complementar nuestra información de la historia de la humanidad. La Libertad guiando al pueblo de Eugéne Delácroix retrata las revueltas sociales en Francia que cambiaron al mundo. La composición, el mensaje y la comprensión del pintor del momento bien pueden resumir parte de la historia.

 

2.- Comprensión del escenario socio-político

 

A través de la pintura también podemos comprender las tensiones humanas que ocupan la historia y nuestra actualidad. Por ejemplo, las pinturas del famoso artista urbano Banksy, con una simpleza destacada, logra retratar problemas de la actualidad: el triunfo del neoliberalismo, la deshumanización de la sociedad, el auge del fascismo.

 

3.-Trascendencia

 

Retomando a Nietzsche, el filósofo alemán solía decir que el objetivo de vivir era hacerlo artísticamente, sólo a través del arte, el ser humano podría adquirir la trascendencia que se busca. Fuera de la prosa poética, el arte apela a nutrir al espíritu, a hacernos sentir que somos más que carne y huesos y que nuestra existencia no depende de la parte material.

 

4.- El arte puede ser terapeútico

 

En estos tiempos de aceleración moderna, de estrés, de exceso de trabajo, el arte-tanto contemplarlo como practicarlo- es uno de los últimos reductos de calma para el ser humano de hoy. Desde la música que relaja, hasta la escritura que es una catarsis, el arte tiene un elemento de terapia que nos puede ayudar mucho a sobrevivir.

 

5.- Educación

 

Contemplar, apreciar y disfrutar del arte nos va generando un pensamiento crítico que rebota en todos los campos de nuestra vida. Nos permite tener una mayor comprensión, complejizar las situaciones del día a día y tener una mayor profundidad de pensamiento. Al sensibilizarnos nos permite ser más empáticos.

 

Equipo de Redacción GL

Artículos relacionados

Cultura

Bye Netflix, estas son las películas Disney que podrás ver en Amazon Prime

Cultura

Escuchar rock todos los días aumenta la inteligencia y la creatividad

Cultura

Así serán las bibliotecas del futuro